co-ec01
Línea Blanca

¿Cómo ahorrar energía en la cocina?

Sin lugar a dudas, el gasto realizado a diario en la cocina obliga a preocuparse de la optimización de la energía y así tener controlados los gastos. Para poder ahorrar en la utilización de artefactos como la heladera, el horno microondas, la cocina y el lavavajillas, sugerimos los siguientes consejos y recomendaciones: 1 Heladera   […]

Sin lugar a dudas, el gasto realizado a diario en la cocina obliga a preocuparse de la optimización de la energía y así tener controlados los gastos. Para poder ahorrar en la utilización de artefactos como la heladera, el horno microondas, la cocina y el lavavajillas, sugerimos los siguientes consejos y recomendaciones:

1
Heladera

 

¿Qué antigüedad tiene su heladera? Una heladera de 10 años puede gastar el doble de energía, en relación con uno nuevo, y una unidad de 20 años puede consumir el triple. La combinación tiempo y tamaño de la unidad determinan el costo y el ahorro. A la hora de elegir la heladera, se debe seleccionar el que mejor se ajuste a sus necesidades.
Sea cual sea el modelo seleccionado, es recomendable mantenerlo funcionando eficientemente.

 

  • Ajustar el termostato a la temperatura apropiada al medio ambiente circundante. Recuerde que la temperatura no debe mantenerse en los niveles más altos, y que una temperatura demasiado baja resulta muy cara. En los niveles intermedios la congelación es óptima y gasta menos energía.
• Instalar en un lugar ventilado y fresco, donde no reciba el sol directamente y quede alejado de aparatos o equipos que generen calor, como la cocina o el horno. • Evitar sobrepasar la capacidad máxima total de carga del refrigerador.
Si lo sobrecarga, su proceso de climatización será inadecuado para la conservación de alimentos y gastará mucha más energía.
• No introducir alimentos calientes al interior de la heladera. Se debe esperar a que se enfríen antes de meterlos.
2
Microondas
• Nunca intente hacerlo funcionar si está dañado.
• Utilizar de acuerdo a las instrucciones del fabricante.
• Recordar que un horno de microondas consume menos energía que uno de resistencia.
3
Cocina
 
• Al cocinar alimentos congelados, descongelar antes de ponerlos a cocer.
• No cocinar los alimentos con exceso de agua. Mientras más agua se utilice, más energía se va a necesitar.

 

4
Lavavajilla
• Antes de hacer funcionar un lavavajillas, averiguar detalles de su funcionamiento y seleccionar el programa adecuado.
• Si se lava un grupo de platos a mano con agua caliente se consumirá un 40% más de energía que si se hace con un lavavajillas
• Aprovechar al máximo la capacidad del lavavajillas. Si no es posible completarla, seleccionar el programa de “Prelavado” con agua fría ya que facilita el lavado posterior.
• Usar los niveles de sal y abrillantador recomendados por el fabricante.
• Lo primero es sacar el óxido con el esmeril angular y su disco para pulir, esta herramienta también nos sirve para lijar las zonas de soldadura que nos hayan quedado porosas.

 

RECOMENDACIÓN

Cuando el lavavajilla empieza el proceso de secado de la loza, se debe detener el programa y dejar abierta la puerta del aparato. La loza se secará sola (más rápido aún en verano) y ahorrará una importante cantidad de energía.